Skip to main content

¿Qué son los moldes de inyección?

En el moldeo por inyección, uno de los puntos más importantes es precisamente la elección del molde. Esto es porque cada proyectosuele ser diferente, por lo que la elección del molde correcto es indispensable para poder fabricar piezas que cumplan con altos estándares de calidad.

En Idelt,  somos conscientes de la importancia de elegir un buen molde de inyección, por eso te contamos  qué tipos de moldes se utilizan, cuáles son sus características y para qué se usan, con el fin de que cuentes con la herramienta ideal para tu proyecto. Tipos de moldes

Como mencionamos anteriormente, hay distintos tipos de moldes para el proceso de moldeo por inyección de plástico. Cada uno de ellos tiene características diferentes y su uso depende de la pieza a fabricar. A continuación, te vamos a describir sus cualidades: 

Tipo 1 

También llamado molde de una placa o molde de placa única, es ideal para piezas sencillas y de menor tamaño. Su diseño es bastante simple, por lo cual es más sencillo de fabricar que otros tipos de moldes. Se utilizan para fabricar piezas para diferentes sectores de la industria, incluidas piezas de plástico de consumo, piezas industriales y piezas para el sector de la automoción 

El molde de inyección tipo 1 cuenta con dos placas, una placa móvil y otra fija. La placa móvil es la encargada de cerrar o abrir el molde (se mueve hacia delante o hacia atrás). La placa fija no se mueve durante el proceso de inyección. En esta placa están las cavidades del molde, por donde se inyecta el plástico. 

El sistema de eyección en este molde está ubicado en la placa móvil y es el encargado de retirar la pieza una vez que se abre el molde. También, cuenta con sistema de enfriamiento en la placa fija, el cual ajusta la temperatura mientras ocurre el proceso de moldeo. Por medio de estos canales circula agua o algún otro líquido refrigerante.

Para terminar, el molde tipo 1 posee compuertas y corredores. Las compuertas permiten que el plástico entre a las cavidades, mientras que los corredores son los canales por donde el plástico circula.

Tipo 2

Otro de los moldes de inyección de plástico es el molde de dos placas o de placa doble. Ciertamente, aunque también cuenta con una placa fija y una móvil, dichas placas se separan en dos mitades. Por lo general, se usan para piezas de mayor complejidad y tamaño.  

Está compuesto por la placa fija que está unida a la mitad fija de la placa móvil. La placa móvil que tiene dos partes, una fija y una móvil que se mueve hacia adelante y hacia atrás para cerrar o abrir el molde. Gracias a que se encuentra dividida en dos mitades, el molde se abre perpendicularmente con respecto a la línea de separación de las partes. 

Al igual que el molde tipo 1, también está provisto de un sistema de eyección, que se usa para sacar la pieza del molde. Este mecanismo está ubicado en el medio de la placa móvil y puede incluir varillas o placas de eyección. 

Tipo 3

El molde tipo 3 cuenta con tres placas. A diferencia de los moldes anteriores, cuenta con una placa central, es decir, está ubicada entre la placa móvil posterior y la placa fija. Esta placa central tiene como finalidad separar el molde en dos partes, la primera es la etapa de inyección y la segunda es la de desmoldeo. 

Esta placa garantiza que la producción sea más eficiente y rápida, ya que no se necesita una separación manual. Sin embargo, la adición de esta placa incrementa el coste de las herramientas. Este mecanismo de tres placas se usa para sistemas de colada fría para dividir la colada. 

El molde tipo 3 brinda algunas ventajas. La primera es que ofrece mayor velocidad de producción, porque con este tipo de moldes se pueden fabricar diversas piezas en un solo ciclo de inyección. La segunda ventaja es la posibilidad de fabricar piezas de gran tamaño e incluso piezas con geometrías complejas que serían difíciles de producir con moldes de tipo 1 o tipo 2. 

Tal como lo habrás notado, evaluar el tipo de molde para el proyecto es indispensable. La elección del mismo, depende de la complejidad de la pieza y del volumen de producción. Para piezas sencillas, lo correcto es elegir moldes de tipo 1 o moldes de tipo 2, mientras que, para piezas más elaboradas, los moldes tipo 3 son la opción adecuada.

En Idelt te ayudamos a evaluar tus necesidades y escoger la opción que mejor se adapte a tu proyecto. Te asesoramos en todo el proceso, desde la concepción hasta la industrialización de tu producto.

Table de contenidos

© 2021 Idelt S.L.

Certificaciones
Abrir chat
1
Need help?
Idelt S.L.
Hi, how can we help you?